Una corrida en la cara

No sabes cuánto tiempo me lleva suplicando que me corra en su cara. ¿Soy yo o este también es tu sueño? Porque, desde luego, era el mío.

Rendered in 0.0180 seconds, using 400,50 KB memory!